"Si algo no resulta lógico, perdón de mi cabeza"

viernes, septiembre 23, 2005

Yo le voy al Necaxa

Estoy desanimada y abúlica. Vaya mezcla explosiva. Aún no es el mediodía y lo único que quisiera es irme a la casa. Más encima, le estoy robando horas al trabajo, y más encima usufructuando de la conexión y el PC del diario.

Hace poquito cumplí todo un año trabajando aquí, cuando se suponía que venía sólo a hacer un reemplazo por fiestas patrias (con minúscula). ¿Qué puedo decir al respecto? Que el tiempo pasa volando, lo más obvio. Que estoy agotada, pese a lo de Isla de Pascua y el feriado adicional del 19. Que no sé qué quiero hacer a fin de año. Que sé que no podría trabajar en nada más que no sea esto -escribir-, pero que cuando llega la hora de hacerlo estoy desganada.Que no vibro con lo que hago. O, al menos, no con lo que debería. Que me siento tan ni chicha ni limonáh, tan tibia, tan ni periodista ni estudiante. Tan incómodamente intermedia.

Necesito... No sé, no lo tengo muy claro. O sí: sé que lo que me seducen son las historias mínimas, de gente ídem, sin posibilidad alguna de que salgan alguna vez en el diario. No el desbaratamiento de grandes redes internacionales de pedofilia, ni cámaras escondidas, nada de eso que es trascendente para la sociedad. Y que precisamente es aquello que -se supone- debiera ambicionar.

Quiero -incluso- enamorarme, querer, que me quieran. Que sólo sea amor, sin complicarme, ni atorarme, ni torturarme. No quiero obsesionarme con la elección correcta que debo realizar. No quiero amargarme o angustiarme de antemano por el futuro. Por lo que no fui capaz de hacer en el pasado. Quisiera ser un cuento con un buen final, no sé si importa que sea feliz o amargo. Pero no sé si sea exactamente eso o mi tendencia a la exageración que no me abandona.

Ya, estoy demasiado latera. Mejor le voy al Necaxa...


2 Comments:

Blogger Juan Antonio Bermúdez said...

Al final, me decidí por "Ocio (in) productivo". Y no por nada especial, los otros también me gustaban.
Por supuesto, conozco a Don Ramón y a toda la cuadrilla del Chavo. En españa (con minúscula) también tenemos nuestro corazoncito.
Pero la verdad es que yo no le voy al Necaxa. Le voy más a los Pumas de Guadalajara. Y en españa al Betis. En Chile no sé. Y es que no me tienen paciencia.

6:56 p. m.

 
Blogger Loruka said...

En rigor, yo tampoco le voy mucho al Necaxa. Acá es a la Universidad de Chile -léase la "U" o "la Chile"-, aunque cada vez estoy menos futbolera.
Lo otro, una conclusión entre ingenua y "provinciana": "vaya con la difusión de Chespirito en el mundo hispano". Lo sospeché desde un principio.

10:55 a. m.

 

Publicar un comentario

<< Home

adopt your own virtual pet!